lunes, 10 de abril de 2017

A MI PADRE

Por mucho tiempo que pase
y la rosa se marchite
cerraré mis ojos despacio
y volaré hasta tu sonrisa.
Dejaré que mis recuerdos
abracen mi piel de niña
y acurrucada en tu pecho 
te diré aquello...
¡Padre!
¡Cántame por seguidillas!

2 comentarios:

  1. Muy emotivo, Areños.
    Siempre están ahí en nuestro interior.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Como dice Maripaz, muy emotivo.
    "Huele" a M. Hernández, Machado....se nota que te gustan las 2 grandes generaciones españolas.
    Enhorabuena y un beso Areños.

    ResponderEliminar